La construcción de chalets en Valdemoro requiere el diseño previo de un proyecto constituido por una serie de fases. Para que todo salga bien es importante que no te saltes ningún paso.

En primer lugar tienes que seleccionar y valorar el terreno. Para ello conviene que cuentes con el asesoramiento de un profesional, un arquitecto que estudie cada circunstancia y haga una estimación de los costes y los tiempos necesarios. Es una fase inicial importante en la que hay que poner especial atención, ya que la inversión podría variar mucho en función del estado del terreno donde se va a construir el inmueble.

Lo siguiente en la construcción de chalets en Valdemoro es elaborar un proyecto en el que se definan los requerimientos de la vivienda, como el número de plantas y estancias, las zonas recreativas, etcétera. En este documento debes dejar reflejadas todas las características que van a definir el chalet a construir.

Es el momento de solicitar los permisos de construcción correspondientes. Ten en cuenta que es un procedimiento que puede tardar entre uno y tres meses, si bien dependiendo de cada administración en algunos casos se puede retrasar hasta un año. Con el terreno en propiedad, el proyecto definido y las licencias en regla llega el momento del inicio de la obra.

Arranca la fase de cimentación, que sin duda es clave para que el resultado sea el esperado. Después se introducen los saneamientos y se comienza con el levantamiento de la estructura del chalet, mediante pilares y forjados. Tras ello viene el cerramiento, la división por estancias, la instalación eléctrica y de fontanería...

Finalmente, con la obra terminada hay que tramitar la licencia de ocupación y la cédula de habitabilidad, así como el certificado de eficiencia energética, el registro catastral y el alta en los suministros. Pon tu proyecto en manos de Proyectos y Obras Diarsa y no te arrepentirás.